Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , ,

Un supergrupo para la world music

Formado a finales de los 90, Tama (“caminar”, en lengua bambara) supone uno de los pocos intentos de formar un supergrupo de world music, con estrellas africanas y músicos europeos. Sin un líder definido, en su primer álbum Tama se componía de tres músicos de larga trayectoria y gran personalidad: el maliense Tom Diakité (voz, kora), el británico Sam Mills (guitarra, voces) y Djanuno Dabo (Guinea Bissau, percusión, voces), a quienes se unió en el segundo álbum la diva maliense Mamani Keita. Basando su música en una atractiva mezcla de voces, percusiones, ritmos junto a grandes arreglos, los cuatro indistintamente componían, tocaban y cantaban, además de contar con músicos invitados al acordeón, saxofón, violonchelo, etc. Dado que todos ellos tenían proyectos personales fuera del grupo, tras apenas cinco años se separaron, dejando dos excelentes álbumes (Nostalgie, 1999 y Espace, 2002), editados en el sello Real World. Entre toda la producción de la banda sobresale la magnífica Snimbe, compuesta e interpretada por Djanuno Dabo, con el apoyo de la gran Susheela Raman, y en la que se cuenta la historia de una madre que va en busca de su hijo, desaparecido en plena guerra.

Anuncios