Etiquetas

, , , , , , , , , , , , , , , , ,

Mississippi white blues

“No puedo perder lo que nunca he tenido; no me puedes quitar lo que no tengo” es una buena declaración de principios, ¿no os parece? Eso, al menos, es lo que canta Seasick Steve en la contagiosa I Started Out with Nothing and I Still Got Most of it Left (Empecé sin nada y todavía me queda la mayor parte). Este septuagenario (nació en 1941)  ha tenido una vida tan aventurera que daría para una novela y que refleja en sus canciones autobiográficas. Tras realizar todo tipo de trabajos, incluyendo recolector de tabaco o vaquero, y viajar por los trenes de Mississippi como vagabundo, en los sesenta comenzó a tocar blues con sus amigos. En los setenta trabajó como músico de sesión e ingeniero de sonido en San Francisco, llegando a colaborar con Janis Joplin o Joni Mitchell, entre otros. Ya en los 80 se instaló en Seattle donde, en pleno auge del grunge, trabajó como productor en más de ochenta álbumes. Una década más tarde se fue a vivir a Noruega y de ahí dio el salto a Gran Bretaña, donde su blues de raíces, auténtico y trabajado por la vida, fue redescubierto por las nuevas generaciones. En los últimos años grandes músicos como John Paul Jones, de Led Zeppelin, Dave Grohl o el mismísimo Jack White, han colaborado con él. Una de sus señas de identidad son sus guitarras que fabrica él mismo, en ocasiones utilizando cajas de tabaco, y en las que siempre hay alguna cuerda de menos.

Anuncios